Almacenes Fermin Ester Rubira – Alfer Zaragoza

Alfer - Almacenes Fermin Ester

En 2016, compré un lote de relojes entre los que venía un vintage con la grafía ALFER en la esfera.

Poca o escasa información he encontrado de la empresa Fermín Ester, propietaria de la marca ALFER, salvo algunas facturas de las tres o cuatro primeras décadas del siglo XX.

Esta en concreto data de principios de siglo XX ( 1901) ya nombrada como Almacén de relojería Fermín Ester y presumiblemente estaría operativa con anterioridad al estreno del siglo XX.

Algunos antiguos catálogos de relojes de bolsillo Roskopf, rubrican la identidad del fundador de la firma y cabeza de familia D. Fermín Ester Rubira.

Correspondencia de los años 20 nos informan de que la firma simplifica el nombre a Fermin Ester, en algunos documentos,  y los almacenes de Relojería se localizan en la Plaza de Sas, nº 6 de Zaragoza capital.

Fotografías de la época, en cambio me crean un importante interrogante, en cuanto a la ubicación de los almacenes, ya que el número 6, correspondería al edificio que aparece en el centro de la foto de 1966, y en el que se ve un rótulo de una oficina de RENFE, y a continuación aparece la calle del fondo denominada popularmente como «el tubo».

Diversos comercios aledaños, con sus rótulos bien visibles, pero ni rastro de alguna pista gráfica de los almacenes FERMIN ESTER.

Otra factura posterior de 1929 dirigida a un comercio de Sevilla atestigua la importancia  que tenía Fermín Ester en cuanto a suministrador de fornituras y maquinaria de relojería.

Una década después, en 1935, durante la etapa de la España Republicana, aparece otra factura en la que comprobamos que D. Fermin Ester Rubira ha fallecido y la empresa es ahora gestionada por su Viuda  ( VDA. de FERMIN ESTER )

Factura de fecha 30 de Junio de 1936, 15 días antes del Golpe de Estado de Julio de 1936.

Y un año después, en 1937, en pleno conflicto bélico, donde aparece convenientemente grafiada y bien visible, la bandera con el eslogan de los sublevados nacionales. No olvidemos que Zaragoza era territorio del bando de los sublevados.

Tras un salto de casi dos décadas, en 1954 aparece esta carta en la que podemos ver que existe una delegación en Madrid en la c/ Marqués de Valdeiglesias, 5, y en la que aparece la marca Alfer como propia de los Almacenes Fermín Ester.

Y un catálogo de fornituras y herramientas de relojería de los Almacenes en Madrid.

En la calle tampoco hay ninguna pista en cuanto a documentación gráfica de los almacenes de la época,  y me han dejado un tanto decepcionado e intrigado por la falta de información, debido posiblemente a la escasa publicidad gráfica que queda de la empresa.

La calle Marqués de Valdeiglesias desemboca en la Avd. Gran Vía de Madrid, siendo una ubicación bastante céntrica y de importancia que tuvieron los Almacenes Femin Ester.

Por último y revisando los registros de Mikrolisk, comprobamos que la marca pasa por varias propiedades, inicialmente por el progenitor D. Fermín Ester Rubira y posteriormente por Margarita Ester Giménez, que presumiblemente sería la hija.

Alfer con Eta 853

Tras este preámbulo histórico paso a presentar el protagonista del artículo.

El reloj venía en una caja con bastante deterioro, por lo que tomó prestada para siempre la caja de un Cauny que se encontraba con el mecanismos herido de muerte.

Esta sería la nueva caja para el Alfer y su anterior inquilino.

Caja bastante apropiada por tamaño y bonitas patas, aunque con un poco de desgaste en el chapado.

Calibre Eta 853

Creo que el calibre Suizo más parecido a un tractor es este robusto mecanismo de 14 líneas, de la década de 1940, y que montaba el Alfer. Un Eta 853.

El calibre se encontraba en buenas condiciones mecánicas, a falta de un servicio.

Como la carrura le quedaba bien al calibre eta 853, unicamente le he tenido que confeccionar dos grapas de latón para que el tornillo realice el apriete correctamente.

Reloj Alfer con Eta 853

Finalmente este es el resultado tras hacerle limpieza de calibre, y colocación de una correa de piel marrón oscura.